The method and the philosophy

Following the child

Escogimos la Pedagogía Montessori por ser afín a nuestro objetivo de respetar el crecimiento de las niñas y niños. Os exponemos doce puntos que resumen la metodología de nuestra escuela:

1) Está basada en años de paciente observación de la naturaleza del niño por parte del mayor genio de la educación desde Froebel, María Montessori.

2) Ha demostrado tener una aplicación universal.

3) Ha revelado al niño como un amante del trabajo, del trabajo intelectual escogido espontáneamente y llevado a cabo con una profunda alegría.

4) Está basada en la imperiosa necesidad del niño de aprender haciendo. En cada etapa del crecimiento mental del niño se proporcionan ocupaciones correspondientes gracias a las cuales desarrolla sus facultades.

5) Si bien ofrece al niño un máximo de espontaneidad, lo capacita para que alcance el mismo nivel o incluso uno superior de logro escolar que bajo otros sistemas pedagógicos.

6) Aunque prescinde de la necesidad de coacción mediante recompensas y castigos, logra una disciplina más alta. Se trata de una disciplina que tiene su origen dentro del niño y no está impuesta desde afuera.

7) Está basada en un profundo respeto por la personalidad del niño y le quita la influencia preponderante del adulto, dejándole espacio para crecer en una independencia biológica. De aquí que se le permita al niño un amplio margen de libertad que constituye la base de la disciplina real.

8) Permite a la guía tratar con cada niño individualmente en cada materia, y así lo guía de acuerdo con sus necesidades individuales.

9) Permite al niño trabajar a su propio ritmo. Cada piedra del edificio mental está “bien colocada y con exactitud” antes de que se coloque la siguiente.

10) Prescinde del espíritu de competencia y de su tren de resultados perniciosos. Es más, a cada momento les ofrece a los niños infinitas oportunidades para una ayuda mutua –que es dada con alegría y recibida gustosamente-.

11) Libera al niño del daño provocado por un exceso de tensión, de sentimientos de inferioridad y de otras experiencias que son capaces de ser la causa inconsciente de desórdenes mentales profundos más adelante en su vida, al darle al niño la oportunidad de trabajar partiendo de su libre elección, sin competencia ni coerción.

  12) Desarrolla la totalidad de la personalidad del niño, no sólo sus facultades intelectuales sino también sus poderes de deliberación, iniciativa y elección independiente, junto con sus complementos emocionales. Al vivir como miembros libres de una comunidad social real, el niño se adiestra en esas cualidades sociales fundamentales que constituyen la base para la buena ciudadanía.

The child, guided by their internal master, works indefatigably and with joy to construct the human. We, as educators, can only help… In this way we shall give testimony to the birth of the new human.

Maria Montessori